• IGLESIA SOLDADOS DE LA CRUZ

MESA DE FE: CON SU YUGO, ¡PODEMOS!


Agosto 11, 2020



Matutina: Mateo 11:25-30

Meridiana: Salmo 97

Vespertina: 2 Corintios 4:7-18


Ser cristiano es a veces dura tarea.

Hay problemas, pruebas, dificultades, y cuando estamos libres de inquietudes, siempre están las de los demás, por cuales debemos preocuparnos.

Cuántas veces nos hemos sentido como el apóstol Pablo: “Estando atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperamos”. 2 Corintios 4:8.

Entonces, ¿por qué dijo Jesús: “Mi yugo es fácil, y ligera mi carga?” Mateo 11:30. ¿Quiso decir con esto que la vida cristiana estaría exenta de toda preocupación? ¡De ninguna manera! En este versículo Jesús nos recuerda que hay una labor que el cristiano debe realizar, pero con su yugo se hará más fácil esa tarea.

El yugo es un instrumento que le ayuda a la persona a trabajar con mayor eficacia. En los países en vías de desarrollo, la gente a veces se echa al hombro yugos de madera y así pueden llevar cargas mucho más pesadas.

Una yunta de bueyes puede arrastrar cargas muy grandes o arar extensiones enormes.

Cuando llevamos el yugo con Cristo, podemos soportar más cargas que la que podríamos llevar sin Él.

Su carga es ligera, porque Él es un amo bondadoso y considerado que está siempre atento a la carga que tenemos que llevar.

Él promete no imponernos más de lo que podemos soportar, “No os ha tomado tentación, sino humana: mas fiel es Dios, que no os dejará ser tentados más de lo que podeís llevar; antes dará también juntamente con la tentación la salida, para que podáis aguantar”. 1 Corintios 10:13. Su yugo nos permite llevar nuestras cargas con más facilidad.


-María R. Arias


Lo que hemos soportado, sin Él no hubiéramos podido.





#MariaArias


Matutina: Mateo 11:25-30


25  En aquel tiempo, respondiendo Jesús, dijo: Te alabo, Padre, Señor del cielo y de la tierra, que hayas escondido estas cosas de los sabios y de los entendidos, y las hayas revelado á los niños.

26  Así, Padre, pues que así agradó en tus ojos.

27  Todas las cosas me son entregadas de mi Padre: y nadie conoció al Hijo, sino el Padre; ni al Padre conoció alguno, sino el Hijo, y aquel á quien el Hijo lo quisiere revelar.

28  Venid á mí todos los que estáis trabajados y cargados, que yo os haré descansar.

29  Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas.

30  Porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga.




Meridiana: Salmo 97


1  JEHOVA reinó: regocíjese la tierra: Alégrense las muchas islas.

2  Nube y oscuridad alrededor de él: Justicia y juicio son el asiento de su trono.

3  Fuego irá delante de él, Y abrasará en derredor sus enemigos.

4  Sus relámpagos alumbraron el mundo: La tierra vió, y estremecióse.

5  Los montes se derritieron como cera delante de Jehová, Delante del Señor de toda la tierra.

6  Los cielos denunciaron su justicia, Y todos los pueblos vieron su gloria.

7  Avergüéncense todos los que sirven á las imágenes de talla, Los que se alaban de los ídolos: Los dioses todos á él se encorven.

8  Oyó Sión, y alegróse; Y las hijas de Judá, Oh Jehová, se gozaron por tus juicios.

9  Porque tú, Jehová, eres alto sobre toda la tierra: Eres muy ensalzado sobre todos los dioses.

10  Los que á Jehová amáis, aborreced el mal: Guarda él las almas de sus santos; De mano de los impíos los libra.

11  Luz está sembrada para el justo, Y alegría para los rectos de corazón.

12  Alegraos, justos, en Jehová: Y alabad la memoria de su santidad.




Vespertina: 2 Corintios 4:7-18


7  Tenemos empero este tesoro en vasos de barro, para que la alteza del poder sea de Dios, y no de nosotros:

8  Estando atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperamos;

9  Perseguidos, mas no desamparados; abatidos, mas no perecemos;

10  Llevando siempre por todas partes la muerte de Jesús en el cuerpo, para que también la vida de Jesús sea manifestada en nuestros cuerpos.

11  Porque nosotros que vivimos, siempre estamos entregados á muerte por Jesús, para que también la vida de Jesús sea manifestada en nuestra carne mortal.

12  De manera que la muerte obra en nosotros, y en vosotros la vida.

13  Empero teniendo el mismo espíritu de fe, conforme á lo que está escrito: Creí, por lo cual también hablé: nosotros también creemos, por lo cual también hablamos;

14  Estando ciertos que el que levantó al Señor Jesús, á nosotros también nos levantará por Jesús, y nos pondrá con vosotros.

15  Porque todas estas cosas padecemos por vosotros, para que abundando la gracia por muchos, en el hacimiento de gracias sobreabunde á gloria de Dios.

16  Por tanto, no desmayamos: antes aunque este nuestro hombre exterior se va desgastando, el interior empero se renueva de día en día.

17  Porque lo que al presente es momentáneo y leve de nuestra tribulación, nos obra un sobremanera alto y eterno peso de gloria;

18  No mirando nosotros á las cosas que se ven, sino á las que no se ven: porque las cosas que se ven son temporales, mas las que no se ven son eternas.





CONTENIDO ADICIONAL:

AÑO BÍBLICO, GUÍA DE ORACIÓN Y ACTIVIDADES

AÑO BÍBLICO

Isaías: 55 56 57

GUÍA DE ORACIÓN

Cadena de Oración por País por Localidades & Ministerios:


  • Perú-Buganvillas

  • Panamá-El Porvenir



ACTIVIDADES:


  • Cuba Congreso de Jóvenes

  • La Lisa Escuela de Verano - Zona Occidental LE

  • LE Colón Escuela de Verano. Zona Centro Occidental

  • Equipo de Evangelización internacional Semana de actividades


SALMO DEL MES:

Salmos 97

1  JEHOVA reinó: regocíjese la tierra: Alégrense las muchas islas.

2  Nube y oscuridad alrededor de él: Justicia y juicio son el asiento de su trono.

3  Fuego irá delante de él, Y abrasará en derredor sus enemigos.

4  Sus relámpagos alumbraron el mundo: La tierra vió, y estremecióse.

5  Los montes se derritieron como cera delante de Jehová, Delante del Señor de toda la tierra.

6  Los cielos denunciaron su justicia, Y todos los pueblos vieron su gloria.

7  Avergüéncense todos los que sirven á las imágenes de talla, Los que se alaban de los ídolos: Los dioses todos á él se encorven.

8  Oyó Sión, y alegróse; Y las hijas de Judá, Oh Jehová, se gozaron por tus juicios.

9  Porque tú, Jehová, eres alto sobre toda la tierra: Eres muy ensalzado sobre todos los dioses.

10  Los que á Jehová amáis, aborreced el mal: Guarda él las almas de sus santos; De mano de los impíos los libra.

11  Luz está sembrada para el justo, Y alegría para los rectos de corazón.

12  Alegraos, justos, en Jehová: Y alabad la memoria de su santidad.







Agosto

Antes que fuera yo humillado, descarriado andaba;

Mas ahora guardo tu palabra.

Salmo 119:67



292 views
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco

641 W.  Flagler St. Miami, FL. 33130

© Copyright Soldiers of the Cross of  Christ Church.

Todos los derechos reservados.

Managed by the Communications Ministry SCC.