• IGLESIA SOLDADOS DE LA CRUZ

MESA DE FE: EL CÁNCER DEL RENCOR


Noviembre 27, 2020


Matutina: Mateo 18:23-35

Meridiana: Salmo 57

Vespertina: Génesis 50:15-21


El mensaje acerca de que Dios nos perdona, tiene una condición previa: que nosotros perdonemos a aquellos que nos han hecho algún daño.

Jesús dijo: “Si no perdonareis a los hombres sus ofensas tampoco vuestro Padre os perdonará vuestras ofensas”. Mateo 6:15.

Sólo existe una cura para el cáncer del rencor: ¡Perdonar! En ocasiones cosas insignificantes algunos cristianos no pueden olvidarlas, pero los fieles todos los tiempos supieron perdonar. José, David, Esteban, Jesús y todos los hombres y mujeres que admiramos, supieron perdonar. ¿Acaso esos que no perdonan, nunca ofenden?

Corrie Ten Boom, perdonó a un guardia de los nazis que tenía parte de responsabilidad por las muertes de los miembros de su familia, en un campo de exterminio en Austria. Después de la guerra ella tenía un hogar en Holanda para personas que habían sido víctimas de la brutalidad de los nazis. Los que habían podido perdonar a sus antiguos enemigos, pudieron reconstruir sus vidas, a pesar de sus cicatrices físicas; pero los que habían alimentado su rencor, habían permanecido inválidos.

Todas las clases de rencores, inclusive el que parece “justificado” destruirá a la persona espiritual y emocionalmente. Es una enfermedad del alma. Entonces no pienses en la ofensa, recuerda algún favor o buena acción que esa persona haya tenido contigo y verás que es mayor el bien que el mal recibido.


-María R. Arias


El rencor es un cáncer y como tal nos minará.





#MariaArias


Matutina: Mateo 18:23-35


23 Por lo cual, el reino de los cielos es semejante á un hombre rey, que quiso hacer cuentas con sus siervos.

24 Y comenzando á hacer cuentas, le fué presentado uno que le debía diez mil talentos.

25 Mas á éste, no pudiendo pagar, mandó su señor venderle, y á su mujer é hijos, con todo lo que tenía, y que se le pagase.

26 Entonces aquel siervo, postrado, le adoraba, diciendo: Señor, ten paciencia conmigo, y yo te lo pagaré todo.

27 El señor, movido á misericordia de aquel siervo, le soltó y le perdonó la deuda.

28 Y saliendo aquel siervo, halló á uno de sus consiervos, que le debía cien denarios; y trabando de él, le ahogaba, diciendo: Págame lo que debes.

29 Entonces su consiervo, postrándose á sus pies, le rogaba, diciendo: Ten paciencia conmigo, y yo te lo pagaré todo.

30 Mas él no quiso; sino fué, y le echó en la cárcel hasta que pagase la deuda.

31 Y viendo sus consiervos lo que pasaba, se entristecieron mucho, y viniendo, declararon á su señor todo lo que había pasado.

32 Entonces llamándole su señor, le dice: Siervo malvado, toda aquella deuda te perdoné, porque me rogaste:

33 ¿No te convenía también á ti tener misericordia de tu consiervo, como también yo tuve misericordia de ti?

34 Entonces su señor, enojado, le entregó á los verdugos, hasta que pagase todo lo que le debía.

35 Así también hará con vosotros mi Padre celestial, si no perdonareis de vuestros corazones cada uno á su hermano sus ofensas.



Meridiana: Salmos 57


1  <> TEN misericordia de mí, oh Dios, ten misericordia de mí; Porque en ti ha confiado mi alma, Y en la sombra de tus alas me ampararé, Hasta que pasen los quebrantos.

2  Clamaré al Dios Altísimo, Al Dios que me favorece.

3  El enviará desde los cielos, y me salvará De la infamia del que me apura; (Selah) Dios enviará su misericordia y su verdad.

4  Mi vida está entre leones; Estoy echado entre hijos de hombres encendidos: Sus dientes son lanzas y saetas, Y su lengua cuchillo agudo.

5  Ensálzate sobre los cielos, oh Dios; Sobre toda la tierra tu gloria.

6  Red han armado á mis pasos; Hase abatido mi alma: Hoyo han cavado delante de mí; En medio de él han caído. (Selah.)

7  Pronto está mi corazón, oh Dios, mi corazón está dispuesto: Cantaré, y trovaré salmos.

8  Despierta, oh gloria mía; despierta, salterio y arpa: Levantaréme de mañana.

9  Alabarte he en los pueblos, oh Señor; Cantaré de ti en las naciones.

10  Porque grande es hasta los cielos tu misericordia, Y hasta las nubes tu verdad.

11  Ensálzate sobre los cielos, oh Dios; Sobre toda la tierra tu gloria.




Vespertina: Génesis 50:15-21


15 Y viendo los hermanos de José que su padre era muerto, dijeron: Quizá nos aborrecerá José, y nos dará el pago de todo el mal que le hicimos.

16 Y enviaron á decir á José: Tu padre mandó antes de su muerte, diciendo:

17 Así diréis á José: Ruégote que perdones ahora la maldad de tus hermanos y su pecado, porque mal te trataron: por tanto ahora te rogamos que perdones la maldad de los siervos del Dios de tu padre. Y José lloró mientras hablaban.

18 Y vinieron también sus hermanos, y postráronse delante de él, y dijeron: Henos aquí por tus siervos.

19 Y respondióles José: No temáis: ¿estoy yo en lugar de Dios?

20 Vosotros pensasteis mal sobre mí, mas Dios lo encaminó á bien, para hacer lo que vemos hoy, para mantener en vida á mucho pueblo.

21 Ahora, pues, no tengáis miedo; yo os sustentaré á vosotros y á vuestros hijos. Así los consoló, y les habló al corazón.



CONTENIDO ADICIONAL:

AÑO BÍBLICO, GUÍA DE ORACIÓN Y ACTIVIDADES

AÑO BÍBLICO

2 Corintios: 10 11 12

GUÍA DE ORACIÓN

Cadena de Oración por País por Localidades & Ministerios:


  • E.U. Diócesis Oeste-La Tolman TX

  • México-Distrito Federal



ACTIVIDADES:


  • Lección Especial

  • Ministerio de la Familia. Semana de actividades

SALMO DEL MES:


Salmos 57

1  <> TEN misericordia de mí, oh Dios, ten misericordia de mí; Porque en ti ha confiado mi alma, Y en la sombra de tus alas me ampararé, Hasta que pasen los quebrantos.

2  Clamaré al Dios Altísimo, Al Dios que me favorece.

3  El enviará desde los cielos, y me salvará De la infamia del que me apura; (Selah) Dios enviará su misericordia y su verdad.

4  Mi vida está entre leones; Estoy echado entre hijos de hombres encendidos: Sus dientes son lanzas y saetas, Y su lengua cuchillo agudo.

5  Ensálzate sobre los cielos, oh Dios; Sobre toda la tierra tu gloria.

6  Red han armado á mis pasos; Hase abatido mi alma: Hoyo han cavado delante de mí; En medio de él han caído. (Selah.)

7  Pronto está mi corazón, oh Dios, mi corazón está dispuesto: Cantaré, y trovaré salmos.

8  Despierta, oh gloria mía; despierta, salterio y arpa: Levantaréme de mañana.

9  Alabarte he en los pueblos, oh Señor; Cantaré de ti en las naciones.

10  Porque grande es hasta los cielos tu misericordia, Y hasta las nubes tu verdad.

11  Ensálzate sobre los cielos, oh Dios; Sobre toda la tierra tu gloria.



Noviembre

El principio de tus palabras alumbra;

hace entender a los simples

Salmo 119:130



257 views0 comments
  • Facebook - círculo blanco
  • Twitter - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco

641 W.  Flagler St. Miami, FL. 33130

© Copyright Soldiers of the Cross of  Christ Church.

Todos los derechos reservados.

Managed by the Communications Ministry SCC.